¿Has visto el esqueleto de algún dinosaurio? Me refiero en persona, no por la televisión o en una fotografía. Son impresionantes.

Debajo de una de esas gigantescas estructuras de huesos te sientes muy pequeñito. Ahí te das cuentas de lo importante que es tener un interior bien formado, mental y físicamente.

Dentro de tu discurso, que puede parecer improvisado, debe haber una estructura, un esqueleto, potente.

Existen varias formas para crear una buena charla: presentación, nudo y desenlace. Esa es la más común pero te puedo asegurar que hay muchas más.

Investiga, estudia y practica la que mejor se adapte a ti y a tu discurso.

En la academia la que más aceptación tiene es la estructura 5P. ¿La conoces?

Si quieres saber más envíame un email y hablamos sobre ella.

Categories:

Comments are closed