Quieres hablar de forma fluida y conectar con tu audiencia pero el ruido que hay en tu cabeza no te deja.

Deja de prestar atención al ruido porque necesitas el silencio para crear.

El ruido es un lastre, suéltalo.

Categories:

Comments are closed